Salud retomó las pausas activas en su edificio central

Salud retomó las pausas activas en su edificio central

La estrategia permite la promoción de entornos laborales saludables, favoreciendo el bienestar de las personas.

Tal como indica el Plan Estratégico de Salud II, la promoción de la salud implica un abordaje multidisciplinario e integral en los contextos y lugares en los cuales las personas desarrollan su vida diaria. El ámbito laboral es unos de los entornos clave para desarrollar estrategias que interrumpan el tiempo de sedentarismo.

En ese marco, el Ministerio de Salud de Jujuy retomó el proyecto Pausa Activa incluyendo a las diferentes áreas del edificio central en San Salvador. La estrategia preventiva a cargo de la Dirección Provincial de Nutrición, y que se lleva adelante con el equipo de profesionales de educación física, se realiza dos veces por semana en los distintos sectores y tiene como objetivo reducir el sedentarismo y ayudar a reducir factores de riesgo frente a enfermedades crónicas no transmisibles como la diabetes, la hipertensión y la obesidad.
La actividad física es importante para el cuidado de la salud aun en horario laboral y resulta fundamental cuando se debe mantener una misma posición por varias horas, ya sea sentado o de pie.
¿Qué son las pausas activas?
Las pausas activas son breves descansos durante la jornada laboral en los que se realizan ejercicios simples de elongación, respiración y movimiento para activar el cuerpo y la mente. Estas pausas tienen como objetivo contrarrestar los efectos de las posiciones estáticas y el sedentarismo en el trabajo. Según indica la Organización Mundial de la Salud (OMS) el ámbito laboral es un espacio adecuado para la promoción de la salud a través de las Pausas Activas que aportan beneficios como: • Reducción de la fatiga y el estrés: las pausas activas permiten liberar la tensión acumulada a niveles corporal y mental • Mejora de la salud física: previenen el sedentarismo y reducen los riesgos de enfermedades relacionadas con la falta de actividad física • Aumento de la productividad: realizar pausas activas ayuda a mejorar la concentración, la creatividad y la memoria • Mejora de las relaciones interpersonales: las pausas activas en grupo fomentan el compañerismo y la colaboración entre trabajadores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *